SORPRESA EN SANT ‘AMBROGIO

publicado a la‎(s)‎ 30 ene. 2012 8:36 por Mercedes Grau   [ actualizado el 30 ene. 2012 8:36 por Jesus Hidalgo ]




Rubén Cedeño

Milán 23 de Diciembre del 2011



Me encontraba en la milenaria basílica de estilo románico de Sant'Ambrogio de Milán dando clases “in situ” sobre el canto ambrosiano, los prodigios de San Ambrosio con la música y los arrianos. Este es un
asunto que hago periódicamente con los grupos de facilitadores de metafísica cuando vienen a Milán como parte de la preparación que deben tener como tales. Pero ese día al finalizar mi actividad, los
estudiantes se fueron a la venta de recuerdos de la basílica y cuando me fui a despedir de ellos me sorprendí al ver en un estante que vendían el video de la Pasión Según San Marcos del compositor
argentino Golijov, dirigida por una de mis compañera de estudio de armonía en Caracas, María Guinand y cantado por la Schola Cantorum de Venezuela, coro al que pertenecí algunos años mientras era estudiante y donde  cante bajo la batuta de su fundador Alberto Grau. Mi madre Norita que trabajo como secretaria de María Guinand y de la Schola Cantorum durante tantos años era una fanática admiradora de
esta obra.  Muy azoradamente e ilusionado compre el video, como si se fuera a agotar y corriera el peligro de quedarme sin el. Rápidamente corrí a casa para verlo. Cuando se ilumino la pantalla del televisor viendo las gradas del altar mayor con el coro y María Guinand al frente, una alegría muy grande e indescriptible invadió mi ser, una sonrisa de complacencia se me dibujo en el rostro y la mantuve todo el tiempo de la duración de la obra.  No podía creer que en la propia basílica de Sant'Ambrogio mis compatriotas músicos venezolanos dieran este concierto ante una importante asistencia de embajadores, músicos y personajes de la cultura italiana. Que satisfacción me dio ver la
dirección impecable de María Guinand a pesar de las dificultad de ritmos y diversos cambios de estilo de esta obra contemporánea, donde se mezclan las formas musicales autóctonas afroamericanas, con la salsa, la música hebrea, inspirados corales, solistas en diversas formas de colocación de la voz, expresión
corporal, poliritmia, bailes, instrumentos musicales académicos junto a  folklóricos y no se cuantas cosas mas.  La Schola Cantorum estaba intachable como siempre en su perfecta calidad vocal interpretativa y
expresiva, los solistas eran de primera. Que alegría me dio ver algunos de mis amigos compañeros músicos y exalumnos participando en esta presentación. ¡Bravo a todos, excelente!. Dios los bendice
infinitamente. Sigan expandiendo por el mundo entero las bendiciones que irradia la música. Conciertos así armonizan el planeta como lo hizo San Ambrosio con la música en esta misma basílica minimizando las contiendas religiosas de su época. Pocas veces sucede lo que me aconteció con esta “Sorpresa en Sant ‘Ambrogio”.

Comments